COVID19,VI MAGAZINE,ViMagazine

América Latina en alerta por COVID-19, incluso contagia a presidentes

América Latina en alerta por COVID-19, incluso contagia a presidentes, esta pandemia se propaga y contagia a cualquiera sin distinción. Presidentes y funcionarios de alto nivel también dan muestra de lo peligroso que puede ser si no se acatan las medidas de emergencia sanitaria que se han implementado para contener el virus.

En Brasil, con 1.668.589 casos, con 66.741 muertos, el presidente Jair Bolsonaro anunció que dio positivo a la COVID-19.

Bolsonaro sintió los primeros síntomas el lunes, cuando tuvo 38 grados Celsius, tos y dolores de cabeza, por lo que fue sometido a la prueba en el Hospital de las Fuerzas Armadas en Brasilia y los resultados fueron dados a conocer el martes pasado.

El presidente brasileño había minimizado el riesgo del virus en varias ocasiones, llegándolo a considerar como una «gripecita» e incluso bromeó que si diera positivo, no sentiría los efectos por su pasado «de atleta».

La noticia provocó que la Bolsa de Valores de Sao Paulo, la mayor de América Latina, cayera un 1,19 por ciento, hasta los 97.761 puntos, mientras que el dólar avanzó 0,6 por ciento, cotizado en 5,38 reales.

Desde Argentina, el presidente Alberto Fernández informó que envió una «nota de pronta recuperación» a su homólogo brasileño.

«Acabo de mandarle una nota al presidente de Brasil que está infectado de coronavirus. La pandemia no cede», dijo Fernández al cerrar por videoconferencia un encuentro de la Asociación Cristiana de Dirigentes de Empresa (ACDE).

Otro que también dio positivo a la COVID-19 fue el presidente interino del Banco Central de Bolivia, Guillermo Aponte Reyes Ortiz, aunque «actualmente su estado de salud es estable, se encuentra en constante evaluación y se espera su pronta recuperación».

Hasta el momento, tres ministros bolivianos han dado positivo a la COVID-19, siendo la ministra de Salud, Eidy Roca, la última confirmada, y quien según el gobierno se encuentra estable.

Pero a quien le fue bien en la prueba fue al presidente de México, Andrés Manuel López Obrador, quien aseguró que resultó negativa la prueba a la que se sometió del nuevo coronavirus, previo a la reunión que sostendrá en Estados Unidos con su homólogo Donald Trump.

«Ya me hice la prueba, llevo mi certificado», explicó el mandatario a periodistas en su habitual rueda de prensa en el Palacio Nacional de la capital mexicana, pocas horas antes de viajar a Washington.

La pandemia sigue avanzando en la región y Chile ya es el sexto con el mayor número de contagios a nivel mundial con 301.019, de los cuales han muerto 6.434.

Por lo pronto, la positividad de casos en el país de la COVID-19 ha bajado en la última semana, pero expertos llaman a no aflojar las cuarentenas y confinamientos.

El ministro de Salud, Enrique Paris, dijo el martes que la región Metropolitana cumplió 23 días de mejoría y anotó una positividad de casos de 24 por ciento durante los últimos siete días.

En Perú, el ministro de Salud, Víctor Zamora, dijo que el número de contagios continúa en un «descenso sostenido» en el país, luego de que se registraron 3.575 casos en las últimas 24 horas para un total de 309.278.

«Después de haber empezado las fases 1 y 2 de las actividades económicas, no hemos identificado un cambio en la tendencia general de la epidemia, que es hacia el descenso sostenido, lento, pero sostenido en todo el país, y eso es una buena noticia», aseguró el funcionario.

Zamora mencionó que tras la reactivación de las actividades económicas se ha observado gran cantidad de personas circulando en las calles, pero que eso no ha hecho variar los indicadores de manera negativa.

En Ecuador, con 63.245 enfermos y 4.873 decesos, casi todas las ciudades del país relajaron las restricciones impuestas durante la cuarentena para frenar los contagios, pero en la capital Quito el relajamiento provocó un repunte de casos, principalmente por aglomeraciones y el aumento del comercio informal.

La Policía Nacional realiza constantes operativos en la capital ecuatoriana para controlar la situación, ya que debido a la escalada de contagios el sistema de salud trabaja a su máxima capacidad para atender la alta demanda de camas y de Unidades de Cuidados Intensivos.

En Argentina, con 83.426 casos y 1.644 fallecidos, el presidente Alberto Fernández afirmó que el país «tiene que volver a ponerse de pie inmediatamente después de que la pandemia termine», y para ello el Estado impulsará un plan de obras públicas que fomenten la producción y el empleo.

Fernández realizó estas declaraciones durante una videoconferencia en la que presentó un plan de obras de infraestructura para municipios de seis provincias del sur del país, con una inversión de 2.270 millones de pesos (unos 32,46 millones de dólares).

«Argentina tiene que volver a ponerse de pie inmediatamente después de que la pandemia termine, y este plan es eso, es ver cómo llegamos a los intendentes (alcaldes), a los habitantes de nuestros pueblos, para socorrerlos con mejor obra que les permita volver a la actividad y al acceso a servicios esenciales que hacen falta», enfatizó el mandatario.

En Cuba, autoridades del Ministerio de Salud Pública anunciaron que el país lleva 10 días sin muertes por la COVID-19, si bien persisten los contagios para un total de 2.395 enfermos y 86 decesos.

Finalmente, autoridades de Colombia reportaron un acumulado de 124.494 casos y 4.359 muertos, mientras que en República Dominicana hay 38.430 contagios y 821 defunciones.

También puede gustarte...

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *